El Daoyintu y los Textos de Mawangdui

Introducción

En 1973 se desenterró en Mǎwángduī 馬王堆, provincia de Húnán 湖南, un rollo de seda con dibujos que asemejan los ejercicios que hoy conocemos como Qìgōng 氣功. Este rollo fue encontrado en una tumba de la dinastía Hàn 漢 y data del año 168 a.C. Es el conocido como Dǎoyǐntú 導引圖.

Dǎoyǐn 導引 es un término que designa una serie de ejercicios psicofísicos realizados como forma de cultivar la energía interna, y que preceden a la moderna práctica del Qìgōng.

 

Los textos de Mawangdui

Mǎwángduī es el nombre que recibió el yacimiento arqueológico donde se encuentran las tumbas de tres personajes del antiguo Reino de Chángshā (長沙國 Chángshā Guó), en Húnán.

El nombre de Mǎwángduī 馬王堆, “túmulo del Rey Mǎ”, probablemente proviene de una asignación errónea de la tumba principal a Mǎ Yīn 馬殷, gobernante del reino de Chǔ 楚. En realidad, las tumbas pertenecen al ministro Lì Cāng 利蒼, su esposa Xīn Zhuī 辛追, y a otro varón que se cree que era uno de sus hijos, y posiblemente el nombre original pudo haber sido Mǎānduī 馬鞍堆, “túmulo [en forma de] silla de montar”.

Tumbas de Mawangdui - El Daoyintu y los Textos de Mawangdui

Tumbas de Mǎwángduī 馬王堆.

Las tumbas se descubrieron en 1971 y comenzaron a excavarse al año siguiente, completando la excavación en 1974. De entre los objetos desenterrados en estas tumbas están los llamados textos de Mǎwángduī  (馬王堆帛書 Mǎwángduī Bóshū), una colección de manuscritos escritos en su mayoría sobre seda que tratan una gran diversidad de temas. Entre ellos se encuentran algunas de las copias más antiguas que se han encontrado de textos clásicos como el Dàodé Jīng 道德經 o el Yì Jīng 易經, además de tratados de astronomía, historia, geografía, estrategia militar, matemáticas, equitación, arquería, filosofía y medicina.

Los textos de Mǎwángduī fueron hallados en la tumba número 3 del yacimiento, que pertenecía a un hombre de unos treinta años, posiblemente uno de los hijos de Lì Cāng. Esta tumba albergaba también una gran cantidad de armas, lo que sugiere que su ocupante ostentaba un cargo militar.

Se cree que estos textos pertenecieron al difunto en vida. Posiblemente eran textos de los que el difunto haría uso regular, y por tanto fueron seleccionados para acompañarle al más allá, donde seguirían siéndole de utilidad.

La habilidad de leer muestra que el ocupante pertenecía a la clase alta educada; además, la posesión de una biblioteca personal, de la que se cree que estos textos fueron seleccionados, es un signo de alto rango social. Además, el material sobre el que gran parte de estos textos están escritos, la seda, refleja el poder adquisitivo de su propietario ya que, a diferencia del bambú, en el que un error de escritura podía rascarse y reescribirse, un error sobre la seda no podía corregirse. Esto requería de una gran habilidad por parte de los escribas y encarecía el precio final del producto.

Textos de Mawangdui - El Daoyintu y los Textos de Mawangdui

Tras más de dos mil años bajo tierra, los manuscritos se encontraban muy deteriorados, la mayoría fragmentados, y han sido recompuestos con mucho esfuerzo, aunque no son legibles en su totalidad.

Entre los textos dedicados a la medicina se encuentra la ilustración conocida como Dǎoyǐntú, que podemos traducir como “ilustración de [los métodos de] conducción de la energía”.

 

El Daoyintu

Dǎoyǐn es el nombre con que se conoce a la antigua práctica de ejercicios físicos y respiratorios que precedieron al Qìgōng, y cuyo objetivo es armonizar mente y cuerpo, armonizar los ambientes interno y externo y prolongar la salud y la longevidad.

Literalmente, el término dǎoyǐn se traduce como “conducir y tirar”, o “guiar y tirar”, y en conjunción se refiere a los métodos de conducción de la energía interna por el organismo mediante el movimiento físico, la intención (意 ), y la respiración.

Aunque se aplica el término dǎoyǐn para referirse a esta ilustración y a los ejercicios representados en el Dǎoyǐntú, este término es bastante posterior, y en los textos de Mǎwángduī se hace referencia a estos métodos simplemente como yǐn 引, que en aquella época se utilizaba para referirse a los métodos físicos de eliminación de factores patógenos.

En el Dǎoyǐntú están representadas 44 figuras humanas realizando ejercicios físicos de conducción de la energía. Cada figura representa un ejercicio diferente con una finalidad específica. El rollo original se encontró en un avanzado estado de deterioro, y la mayoría de las imágenes, así como las descripciones que las acompañan, no están completas y son ilegibles. No obstante, los investigadores han sido capaces de reconstruir el rollo hasta conseguir una recreación de todas las figuras.

No ha sucedido lo mismo con las anotaciones que acompañan a las ilustraciones, de las que sólo se han podido salvar veinticinco. Estas anotaciones refieren el nombre del ejercicio o su finalidad. Algunos de los ejercicios imitan el espíritu de ciertos animales como la grulla, el mono, la mantis o el oso; otros requieren la utilización de objetos como palos o sacos medicinales.

Daoyintu - El Daoyintu y los Textos de Mawangdui

Dǎoyǐntú 導引圖 original.

Daoyintu, mawangdui, daoyin, qigong,

Reconstrucción del Dǎoyǐntú.

De entre los 44 ejercicios representados, algunos recuerdan notablemente a ciertos movimientos del Bāduànjǐn 八段錦 u Ocho Piezas de Brocado de Seda, lo que sugiere que algunos ejercicios incluidos en esta serie podrían tener un origen muy antiguo.

Otros textos médicos

Junto al Dǎoyǐntú, había en las tumbas de Mǎwángduī otros textos relativos al mantenimiento de la salud. De estos textos cabe resaltar algunos datos interesantes.

Primero, los textos sólo refieren once meridianos energéticos, en vez de los doce meridianos principales con que opera la Medicina China actual. Además, la nomenclatura que se hace de estos canales no coincide con la nomenclatura actual, que designa los meridianos en relación con los órganos internos (por ejemplo, “Meridiano de la Vesícula Biliar Shǎo Yáng del Pie”, 足少陽膽經 zú shǎo yáng dǎn jīng). En su lugar, los meridianos son referidos únicamente como “Shǎo Yáng del Pie” (足少陽 zú shǎo yáng), etc.

Por otra parte, y aunque se refieren los meridianos energéticos, no se describen métodos ni puntos acupunturales, lo que podría ser indicativo de que la base teórica de la acupuntura aún no se había desarrollado plenamente en esa época, al contrario de lo que se suele creer. En este sentido, V. Shaw sugiere que los textos médicos de Mǎwángduī conformarían la base sobre la que la acupuntura se desarrollaría en los siglos siguientes.

Finalmente, la inclusión de la descripción de los canales energéticos en el mismo conjunto de textos que incluye el Dǎoyǐntú, sugiere que para la realización de los ejercicios descritos en este último era necesario el conocimiento sobre la circulación de la energía a través de dichos canales o meridianos.

Conclusión

Gracias al descubrimiento del Dǎoyǐntú y los textos de Mǎwángduī tenemos constancia de la antigüedad de estos métodos de conducción energética, que conforman las bases del Qìgōng actual. El poco cambio que han sufrido estos métodos a lo largo de más de dos mil años es indicativo de su alto grado de desarrollo ya en la era Hàn, así como de su efectividad, y revelan la importancia que para los chinos ha tenido el cultivo de la salud desde tiempos inmemoriales.

 

 

Fuentes:

Shaw, V., & Mclennan, A. K. (2016). Was acupuncture developed by Han Dynasty Chinese anatomists? Anatomical record: Advances in Integrative Anatomy and Evolutionary Biology 299 (5), 643-59.

Shaw, V., Diogo, R., & Winder, I. C. (2020). Hiding in Plain Sight-Ancient Chinese Anatomy. Anatomical record: Advances in Integrative Anatomy and Evolutionary Biology.

 

¡Gracias por compartir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *